literatura gótica

Descubriendo los entresijos de Animales Nocturnos

Tarde pero seguro. Aquí os dejamos el vídeo grabado por el Centro de Arte Moderno del encuentro realizado el 11 de julio. Aquellas personas que no pudieron asistir, podrán disfrutar del vídeo al completo, sin cortes

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=Fiju3vcDOgs]

Y también podréis disfrutar de la magnífica reseña realizada por Natalia Martín Hernández, quien nos acompañó como moderadora del evento.

Esto fue lo que ocurrió el 11 de julio en el Centro de Arte Moderno

por Natalia Martín Hernández

10563033_737990962906819_8365970838114497309_n“En el Centro de Arte Moderno de Madrid tuvo lugar un evento literario muy especial para mi: “Descubriendo los entresijos de Animales nocturnos” con la participación de la autora Valeria Marcon y del ilustrador de la portada del libro Luis Serrano.
En esta ocasión yo no era una mera espectadora, participé activamente en la reunión. Propusimos al público un viaje a través de la novela y sus personajes, yo les guié por el recorrido haciendo preguntas a Valeria, a Luis y a un invitado insólito Isilik un vampiro, uno de los personajes de Animales nocturnos que tuvo a bien concedernos unos minutos de su tiempo.
No puedo negar que antes de empezar era un manojo de nervios y quería salir corriendo, el único pensamiento coherente que había en mi cabeza era: “¿pero que haces tú aquí? ¿por qué te metes en estas cosas?”, pero todo era producto de la ansiedad previa.
Cuando empezamos la voz me temblaba un poco, fueron unos minutos, hasta que me relajé y comencé a disfrutar y supe porque estaba allí, adoro los libros, son mi pasión, me encanta hablar y analizar cualquier tipo de novela y como lectora considero que no hay nada más gratificante que leer un libro y poder hablar de él cara a cara con su autor. ¿por qué no iba a disfrutar entonces si tenía la oportunidad no sólo de comentar la novela con la autora si no de despertar la curiosidad de otros lectores hacia Animales nocturnos?
Pero todo fue mucho más fácil porque Valeria estaba a mi lado, relajada, feliz, apasionada como es ella y haciéndonos partícipes a todos de su alegría.
Comenzamos hablando la autora y yo de su biografía literaria y su carrera hasta que llegó la hora que habíamos acordado para que el vampiro saliera de su ataúd y conectara con nosotros a través de Skype. Fue un momento increíble, el público estaba totalmente en silencio mientras yo entrevistaba a un vampiro que nos contestaba a través del ordenador, serio, casi escalofriante, sin desvelar ningún detalle importante de la novela nos contó quién era él como personaje y cómo eran los vampiros creados por Valeria.
Después de hablar con Isilik el vampiro todo quedó en silencio, la autora y yo bromeamos un poco y seguimos hablando y hablando de los personajes de la novela, de su inspiración y de muchas cosas más.
Más tarde hablé con Luis Serrano que es encantador, nos desveló que Valeria quería una portada para su libro que fuera como un cartel de cine. Para diferenciar a los dos personajes Etienne y Antoine lo hizo a través de los ojos, de su mirada… Y muchas más cosas: las técnicas que utiliza para pintar, la cantidad de proyectos que realiza, que es pintor, retratista y bueno todo un artista.
Pasamos a las preguntas del público, Valeria nos invitó a un delicioso vinito manchego y después una tertulia todos en pie, maravillosa y cercana como es ella.
Gracias a todos los que estuvieron por su apoyo, gracias a Luis por hacer que todo fuera tan fluido y tan fácil y muchísimas gracias a Valeria por confiar en mí y llevarme de la mano en este proyecto”.

Anuncios

Universo de sombras

¿Por qué escribir una novela de vampiros?  ¿Acaso no se ha escrito ya bastante al respecto?

Descubrí una frase que encierra la respuesta a la continua resurrección del mito del vampiro y que defiende su existencia a pesar de los años, de los crucifijos, del agua bendita, de la estaca y de las muchas maneras de exterminarlo.

“EVampiro_bnl vampiro, como los mitos, pareciera gozar de inmortalidad: se transforma a cambio de permanecer”.

Aletta de Sylves (1999).

Los vampiros evolucionan desde las leyendas y tradiciones, hasta la completa metamorfosis de los mismos.  Su existencia prolongada se debe a la reinvención y a la recreación del mito.  Trasciende incluso más allá de la vida y de la muerte del autor, así como de su propio tiempo, al ser plasmado en cualquiera de las manifestaciones artísticas que conocemos.  En mi caso, al ser aprehendido en un texto escrito.

El público lector también participa de un ritual vampírico al nutrirse de las nuevas y de las viejas historias que le permiten dar vida a nuevas versiones y nuevas imágenes del vampiro: una visión reformada a partir de los cambios en la percepción de la figura del mismo y de lo que le rodea.

¿Por qué Animales Nocturnos?  ¿Qué intento plantear con “otra historia de vampiros”?

 

Una posible significación del universo de sombrasbones_by_graphique_satine-d4fbfes

La eternidad es una carga pesada.  Si fuéramos eternos, todo cambiaría a nuestro alrededor, excepto nosotros.  Los personajes de Animales Nocturnos se nutren de esta eternidad; son fantasmas, un remedo de lo que una vez fueron, que vagan en el mundo sin experimentar cambios mientras que el mundo evoluciona a su alrededor.  Esta historia, a fin de cuentas, trata sobre vampiros.  ¿Acaso hay alguna otra criatura más atormentada por su inmortalidad que ésta?  ¿Qué otro personaje es capaz de reflejar con tanta certeza y crueldad las dudas, los conflictos o la oscuridad que habita en nuestro interior?  ¿Hay alguna esperanza para la redención dentro de las sombras?

Esta ficción se ubica en un lugar también de ficción, ideal para desatar el imaginario vampírico hasta sucesos desbocados.  Los mortales e inmortales habitan sus calles.  Un suceso que genera el caos, ya que estas dos facciones irreconciliables, en principio, no pueden coexistir sin enfrentarse.  Los seres de la noche quieren aplastar a la humanidad y esclavizarla, mientras que los mortales luchan desesperadamente por sobrevivir y resistirse.  Esta lucha entre el bien y el mal no dista mucho de todas aquellas luchas ocurridas a lo largo de la historia de género humano.  Siempre ha habido y habrá una excusa para actuar según la conveniencia de cada bando.

Para Thomas Hobbes, la guerra era un estado natural del hombre por su propia ferocidad, por las consecuencias de sus propias pasiones carentes de moral.  Claro que esta afirmación la hizo hace casi tres siglos, en el clamor de las teorías evolucionistas y el desarrollo de la sociología.  Pero, tal vez debamos preguntarnos ¿ha cambiado en algo esta naturaleza del hombre de ser un depredador para sí mismo y el resto de las criaturas?  ¿Es la paz un sueño que solo tiene su realización gracias a la guerra, a la lucha constante por la supervivencia?

Hay pasiones que inclinan al hombre hacia la paz y la redención y es allí donde radica la posible significación de la historia de Animales Nocturnos.  Quiere dejar abierta la posibilidad de esta redención, la de las sombras que empañan el espíritu de sus personajes.  Claro está que, cada lector sacará sus propias conclusiones.

En este mvampireundo complejo de luces y sombras hay cabida para otros temas universales como el amor y el odio, la lealtad y la trai
ción, la amistad y la enemistad.  El uso recurrente de la coincidencia de los opuestos no es casualidad, ya que la vida misma está llena de estas coincidencias, sin las cuales no podríamos vivir.  La dicotomía entre Dios y el Diablo es un perfecto ejemplo.  No hay oscuridad sin luz.  E irremediablemente, los opuestos se atraen.

Los personajes de este universo no son buenos ni malos en su totalidad.  Se mueven y se manejan al igual que nosotros en una espiral de pasiones, esperanzas y sentimientos.  Podrían convivir perfectamente en nuestro entorno, con la única diferencia de que algunos tienen colmillos.

Al final de la historia, cuando el lector se haya paseado por las calles y mirado a través de los ojos de los personajes, es posible que se plantee muchas preguntas: ¿quién triunfará realmente?, ¿qué mundo puede quedar si la oscuridad prevalece?, ¿los vampiros son la parte negativa que queremos ocultar o somos como ellos aún sin proponérnoslo?  Estas cuestiones y otras más las dejo en el aire.  Tal vez sea una forma de convocar al vacío, a la nada que envuelve a los personajes, los ahoga, los sofoca en la mente y en el espíritu; una manera de reflexionar acerca de si es un verdadero final.

Una aproximación a los personajes

Uno de los mayores y más fascinantes retos que se le presenta a un escritor es la creacióvamplordn de sus personajes.  En mi caso, tuve muy claro desde el comienzo que quería trabajar la imagen del anti-héroe romántico.  Me atraían la belleza, el horror y la muerte que simbolizan la figura del vampiro.  Son personajes envueltos en las sombras y en la decadencia de una vida que poseyeron y de la cual ahora solo conservan un triste remedo, más parecidos a fantasmas que vagan sin descanso en lugares igual de fantasmagóricos.

Naturalmente, una de mis metas era hacer énfasis en que el vampiro es un mito legendario y en que su figura despierta el más profundo terror, mezclado con la seductora atracción que personifica.  Cada uno de mis personajes refuerza esta idea del mito del vampiro para continuar eternamente resplandeciendo en la oscuridad.

Pero no voy a hacer una análisis exhaustivo de cada uno de los personajes ni tampoco a hablar de la evolución del vampiro como personaje, sino más bien de cómo estos últimos se alimentaron del mito y recorrieron la senda señalada por sus antecesores del romanticismo y la novela gótica, hasta detenerse en versiones más modernas.  Lo más importante a destacar es que no guardan relación alguna con los vampiros de Stephenie Meyer.  No son luminosos ni caminan bajo el sol, sino todo lo contrario: viven en las tinieblas, enfrentados a sus pasiones luciferianas, a la agonía del mal, a la fascinación por el abismo, el vacío y la nada.

rostroantoinepruebaUno de los personajes que mejor ejemplifica estas características es Antoine Léger.  Su aspecto es atrayente y repulsivo; posee una simpatía satánica.  Como cualquier vampiro que se precie, su presencia hipnotiza, congela y causa terror.  Como vampiro romántico, su punto débil son sus pasiones, representadas en Lucrecia Sauttier -humana, hija del líder de los cazavampiros- y Etienne Girardies.  Lucrecia es, sin duda, la personificación de la castidad angelical y del bien incorruptible, y despierta un fuerte deseo de seducción tanto en Antoine como en Etienne, precisamente por su belleza física y su pureza.  Antoine se nutre de la vida y del amor, aunque eso signifique destruir lo que ama; como un Don Juan de los infiern
os, priva del honor y de la pureza a la mujer que ama y la condena.  Etienne, en cambio, encarna todo lo opuesto de Antoine y es por esta coincidencia de los opuestos que ambos se atraen irremediablemente.  Al igual que con Lucrecia, siente hacia él un amor despedido y destructivo.

Etienne Girardies, el héroe que necesita redimirse al igual que un ángel caído, no es un simple protagrostroetiennepruebaonista a quien se le encomienda, sin quererlo, una misión concreta.  Su grado de implicación, su condena, tiene un coste muy alto: el sacrificio.  Su entrega en la causa por la que lucha es total y, aunque su amor por Isobelle Sauttier -humana, hermana menor de Lucrecia- es fuerte y sincero, sabe que al final tendrá que elegir entre salvar su alma, inmolándose por el bien mayor de la Humanidad, o salvar su amor verdadero.  De allí que su apodo sea El Redentor.  A pesar de ser una criatura de la oscuridad, posee integridad y evita traicionar sus principios.  Es un vampiro que no ha olvidado que un día fue humano y que tuvo sentimientos.  En su interior existe el conflicto entre el bien y el mal, y también se desatan tormentas apasionadas; así como ama a Isobelle, también es capaz de sentir pasión por Lucrecia.

Llegar a comprender el significado que subyace en el corazón de estos personajes solo se logra mediante una construcción precisa de todos ellos, incluso de los secundarios.  Construir una biografía resultó imprescindible para poder tener una empatía total.  Pude llegar a sentir sus angustias y vivir sus luchas internas y externas.  Se convirtieron en viejos amigos con quienes podía dialogar.  Muchas veces me llegué a preguntar cómo reaccionaría ante una situación como la que estaba creando, de ser cierta.  Cuando me sentaba frente al teclado del ordenador, mi dedos se desvinculaban de mi voluntad y tomaban vida propia, al igual que ellos, y los diálogos fluían como un torrente desencadenado.

Solo al final de la historia pude comprender lo importante que había sido caracterizar bien a los personaje, entender su psicología, crear una historia de fondo e investigar en profundidad para hacerlos de la manera más verosímil posible.  Esta es la única forma de establecer una comunicación con ellos y hacer que el lector o la lectora hagan lo mismo.  Espero que cada personaje les resulte imborrable y eterno.